A la espera de lo que ocurrirá con el futuro cercano de Carlos Queiroz, el entorno de la Selección Colombia tiene una serie de rumores en torno a un posible reemplazo del entrenador portugués. Según han comentado varios medios locales, la Federación y el luso no terminan de cerrar su salida del banquillo tricolor por la indemnización de dos millones de dólares.

La pandemia del Coronavirus, junto con una importante multa que le impuso la Super Intendencia de Industria y Comercio a la Federación por el recordado “Carrusel de las boletas”, serían las razones por las cuales las directivas de Colombia no podrían sacar a Queiroz, quien ya dio a conocer su deseo de irse, pero no gratis.

En contraste, varios nombres han sonado para llegar al banquillo de Colombia. Una de esas personas que estaba en la baraja de la Federación era Miguel Ángel Russo. El ex entrenador campeón con Millonarios dirige con tranquilidad a Boca Juniors y hoy dio a conocer que no tiene interés alguno en dejar el banquillo xeneize.

“Estoy muy cómodo, feliz, contento, con muchas cosas por hacer. Es un año que nos agarró con complicaciones y nos vamos acomodando a las circunstancias”, añadió el entrenador argentino quien con estas palabras prácticamente cerró la oportunidad de fichar por la tricolor.