Una mala jornada vivió hoy Miguel Ángel López en la que era su última carrera con Astana. El ciclista colombiano sufrió una extraña caída en la contrarreloj que le obligó a decirle adiós al Giro de Italia cuando tenía lo suficiente para dar sorpresa.

El colombiano perdió el equilibrio en su bicicleta luego de tomar un hueco en medio de la contrarreloj. Tras el evento, se fue al suelo y tuvo que ser atendido por ambulancia razón por la cual terminó retirándose del Giro de Italia.

López había sido convocado por Astana para representar al equipo de Kazajistán en una última carrera. El conjunto argumentó que no podía mantener al colombiano en sus filas por su elevado salario y porque la pandemia había causado estragos económicos en el mundo del ciclismo.

El colombiano llegó al Giro de Italia con buena forma tras alcanzar un espacio en el Top 10 del Tour de Francia. López iba a ser gregario de Jacob Fulsang y el objetivo era intentar entrar en los 5 primeros lugares de la competencia italiana.