El retorno del Manchester United a la Champions es una noticia que ilusiona a los fanáticos del mítico club inglés.

Sin mayores contratiempos se desarrolló la última jornada de la Premier League que dejó como protagonista al Manchester United que aseguró el boleto a la Champions para la próxima temporada. El condición de visitante, los diablos rojos derrotaron al Leicester 2-0 y así quedaron en el cuarto lugar, accediendo así a ronda clasificatoria para la la “Orejona” 2020-2021. Pese a la derrota, los “Foxes” tuvieron una noticia positiva, ya que, Jamie Vardy, terminó con el galardón de máximo anotador de la temporada superando nombres como Aubemayang y Harry Kane.

De su lado, solo una derrota evitaría que el Chelsea diera con la tan anhelada clasificación a la Champions. Con expectativa tras la derrota del jueves 5-3 con el Liverpool en Anfield, los blues hicieron la tarea y superaron al difícil Wolverhampton, haciendo valer el esfuerzo de la directiva y el gran trabajo de Frank Lampard que en su primera campaña estableció un importante proceso en el conjunto londinense.

Entretanto, como era de esperarse, el Manchester City goleó 5-0 al ya decendido Norwich. El Etihad pudo presenciar como Kevin De Bruyne recibió el premio de mayor asistidor de la campaña y como Ederson se transformó en el portero con más partidos sin recibir gol.

Por otra parte, el Liverpool no tuvo problemas cuando venció 3-1 al Newcastle en Saint James Park. Los reds terminaron una temporada histórica y planean seguir ganado títulos de la mano de Jurgen Kloop.

Europa League

Mientras que el United celebró la obtención del cupo de Champions, el Leicester terminó con sabor amargo pues se quedó con un pase a la Europa League cuando quizás mereció más por lo hecho a lo largo del año. Los “foxes” aprovecharon el gran trabajo de Brendar Rodgers, quien organizó un sistema de juego defensivo que le sirvió al club para obtener un puesto de campeonato internacional.

Entretanto, con sorpresa, el Tottenham de José Mourinho sorprendió y escaló a la séptima posición, quedando así con el último lugar que otorga la Liga Inglesa para Europa League. En medio de una campaña irregular, este es un gran premio para los Spurs, que dejaron mucho que desear.