Foto: Fichajes.com

Ante el flojo rendimiento de Zarri, los directivos del club pretenden dar un cambio para la próxima campaña

Inconformidad, esa palabra podría definir lo que sienten los altos mandos de la Juventus esta campaña. Más allá de que el cuadro de Turín es primero y está cerca de conquistar su noveno título de Serie A consecutivo, el rendimiento del equipo no ha sido el esperado y tanto la afición como la directiva pide una cabeza responsable, la de Maurizio Sarri.

 El DT mantuvo su idea de sistema de juego en la cual toma como punto de partida el orden defensivo y la reducción de espacios, cosa que no terminó de gustar, ya que, la nómina de la Juve da para que se organice un estilo llamativo. Este sistema, de atacar poco y defender mucho, le costó al ex entrenador del Chelsea la Copa Italia cuando la “Novia de Italia” perdió la definición del título con el Napoli de Gennaro Gattuso.

A su vez, Juventus perdió 1-0 con el Olimpique de Lyon en la ida de los octavos de final de la Champions, cuestión que no dejó del todo conformes a la directiva del club pese a ser un resultado que se puede remontar.

En consecuencia, buscando una mejoría en el juego del equipo, medios italianos mencionan que la Juve se puso en contacto con Mauricio Pochettino, ex entrenador del Tottenham que llevó a los londinenses a una icónica final de Champions por primera vez en su historia en donde perdieron con el Liverpool de Jurgen Kloop.

Pochettino, que también ha sonado para llegar al Paris Saint Germain o al Newcastle, es reconocido por trabajar con nóminas cortas y por dar buenos resultados en procesos generados a largo plazo. Todo indica que Sarri tendría las horas contadas en el banquillo de la Juve.